Editorial El que sea ha de gobernar para todos, no a todos

Se acercan unas nuevas elecciones en Andalucía. Esta tierra tan simpática y exportadora de arte en cada una de sus disciplinas.

Lucio Anneo Séneca, Victoria Kent , Pablo Picasso, Carmen de Burgos, Álvar Núñez Cabeza de Vaca, Marco Ulpio Trajano, Catalina de Mendoza, Publio Elio Adriano, Averroes, Conzalo Fernández de Córdoba, Luis de Góngora y Argote, Diego Rodríguez Silva (Velázquez), Cánovas del Castillo, Emilio Castelar, Lola Flores, Blas Infante, Joaquín Sabina, Pablo Picasso, Luis Cernuda, Federico Garcia Lorca, Rafael Alberti, Camarón de la Isla, Paco de Lucía, Juan Diego, Carlos Cano, Luis Garcia Montero. Podría estar horas nombrando grandes personajes nacidos en esta tierra, en cada una de las variantes artísticas, siendo su obra la genialidad hecha realidad. Pero si algo han tenido en común las vidas de estos ilustres personajes es que nunca han visto la tierra bien cuidada por la clase política. Recordar nombres de políticos andaluces que han tirado nuestra patria pequeña es doblemente doloroso, pues ante las obras eternas… otros personajes con una vida de 4 años en un poder, que al no gobernar para todos, arruinan a generaciones de andaluces.

Es la Andalucía de Nerón año a año, elección tras elección, legislatura tras legislatura. Quisiera pedir que nos dejemos de hostias, de discursos fatuos, de derechas, centros e izquierdas. Tendamos puentes al conjunto de la sociedad de este sur tan denostado, de este pedazo de olvido, relegado siempre a las migajas de gobiernos autonómicos, que a su vez son satélites de gobiernos centrales. Esta comunidad con más de diez millones de PERSONAS, muchas de ellas grandes dotantes de la cultura, de llevar la bandera verde y blanca a donde quieran que vayan o se les llame… necesita respirar, evitar el yugo aunque sea una vez. Esta sociedad, con la mayor tasa de paro del país necesita políticos que abandonen la zona de confort que establecen sus propias ideologías. Necesitan puentes, donde las ideas más cercanas no se llamen diestro y siniestro, si no centro de unión y conformación de la nación andaluza, tan necesaria para el común de ciudadanos. Se han de establecer en un centro para sumarse a un proyecto común que se llama !ANDALUCÍA¡.

Servidor ya habló en otro tiempo del sufrimiento andaluz con el articulo «Psoe, treinta y seis años creando subdesarrollo regional» En esté gobierno del partido popular de la mano de Juanma Moreno y el polipartidista Juan Marín (C´S), hemos vuelto a sentir que la legislatura inagotada fue presa del ansia de poder. Más que de luchar por los proyectos para defender la tierra, el esfuerzo está en el tener carta blanca para retratarse en la historia. Algo que habría que recordar, ya sucedió con Susana Diaz (Psoe) cuando en la coalición con IU adelantó la elecciones ya que «la ley de la vivienda» era mala para los intereses socialistas. De aquellos polvos estos lodos que a modo de volcán han vomitado el fascismo hasta el parlamento andaluz.

Desde cada una de las ideas políticas, han de entender que somos la mayor escenificación del absentismo en las urnas. Que los extremos no existen en la mente de un pueblo si no hay un centro en cada uno de ellos, no creemos sectarios fanáticos si el plato a cada mesa no llega. Si la implicación ha de ser pensar en los reformismos continuos, en la fe de erratas, en la mano que esquiva las firmas en los momentos de la aceptación de lo que viene bien a este trasero de Europa. No dependemos de lo que se piense en un partido, repintar o reescribir, la idiosincrasia, las deudas históricas, las necesidades urgentes que quedan patentes en el día a día del común de los andaluces. Esa debe ser la vieja utopía resilente, factible y apasionante de conseguir realizar por y para Andalucía.

Estas no son las elecciones del cambio, ni de afianzar el gobierno de turno y mucho menos la de macarras gobernado la tierra que masacraron y a la que la espantá no espanta . Estas han de ser las elecciones de las que renazca la potencia mundial que es esta maravillosa tierra, Andalucía, que lo tiene todo. Todo menos menos una clase política que crea en ella y este dispuesta a construir, respetando, puentes que encaminen al gobernar para todos y no a todos.

Javier Lobato Director de DiversaOnline.es

 

 

Un comentario en «Editorial El que sea ha de gobernar para todos, no a todos»

  • el junio 4, 2022 a las 12:33 pm
    Enlace permanente

    Grandísimo artículo de opinión
    A ver si de una vez dejan de mirarse el culo Y hacen algo por el ciudadano de a pie. Que asi nos luce el pelo después de 40 años de gobierno socialista

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.