Cuídense mejor que ayer, hoy ya no hay camas en el hospital.

La situación del Hospital Punta Europa es alarmantemente preocupante. Tan solo dispone 22 camas  UCI Covid ya ocupadas. De los 158 Campo gibraltareños que completan las camas en las plantas de ingresos Covid en el Hospital Punta Europa, con las UCI  y camas de críticos agotadas, pensemos un momento en el % de personas que no tendrán derecho a respirador, que serán los muertos que contabilicemos mañana.

Los pacientes que ingresan en el hospital,  ingresan ya con Neumonía bilateral. Pasando directamente a UCI, en algunos casos. A esto sumamos el número de pacientes que fallecen en la habitación después de una semana ingresados por insuficiencia respiratoria por causas del covid, que desde las distintas fuentes consultadas apuntan a la desgraciada suma de falta de camas y personal, haciendo que la batalla contra la pandemia sea un reguero de perdidas irreparables.

Añadir que los datos que disponemos, al estar dándose desde la Junta en tiempo y forma entrecortada son los que hemos podido obtener mediante fuentes oficiales como área sanitaria y publicaciones consultadas.

Entre las dos áreas sanitarias del Campo de Gibraltar, el área con mayor tasa de contagios fue el oeste con 1.722 nuevos pacientes covid frente a los 1233 de la zona oeste. Cuyo índice de población es 1.100.000 mayor. Pese a que la zona compuesta por las localidades de La Línea, San Roque, Castellar , Jimena y San Martín del Tesorillo presenten mayor crecimiento del virus desde el mes de Enero. Los fallecidos en cada área sanitaria han sido 80 en el este y 133 en el área oeste desde el mes de Enero. La zona Oeste, llama la atención, que aporte el mayor número de fallecidos. Entre Tarifa , Los Barrios  y Algeciras, nuestro hospital el que suma los peores datos sobre muertes en la comarca desde el comienzo de la pandemia en Marzo de 2020. La falta, ya histórica, de personal en nuestra sanidad pública y “el triaje de guerra” que la falta de medios humanos y de recursos obligan a hacer, hará que los números de fallecidos aumenten. Un hospital colapsado, extenuado y profundamente diezmado de personal es el amargo reflejo de una sociedad y una clase política que no sabe que si uno de los pilares del bienestar, se quiebra ¿Quién nos mantiene vivos?   No, Derivar a pacientes no covid, previo pago de concierto, a clínicas privadas no es la solución. La solución no es derivar ,es contratar en la pública e instar a las privadas a ponerse al servicio de la sanidad pública en vez de hacer negocio.

 

Debemos asumir que la información sobre como cuidarnos, el uso que hagamos de ella con respecto a la responsabilidad individual, es la principal defensa contra la pandemia. Luego del sentido común, aunque la razón esté tan diluida entre el salvar épocas del año o personas, siempre  lo primero será el inicio de una ola  y lo segundo, la oportunidad de seguir adelante.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.